martes, 13 de octubre de 2009

Sobre el mal llamado blindaje

Vaya por delante que no hacía falta montar este bochince en Cortes Generales para dar rango de ley a las normas fiscales que aprueban las Diputaciones Forales, puesto que podría haberse hecho a través del Parlamento Vasco. De esta forma no hubiéramos necesitado del permanentemente "incumplidor" Estado para el mismo objetivo. Pero en fin, pelillos a la mar.

Y es que el bochinche ha sido monumental, al menos en las filas populares. El PP ha votado en contra y el PP del País Vasco ha mostrado su desacuerdo con el resto del partido abandonando la votación. No desdeño la posición de autonomía que ha tratado de ejercer el PP vasco con relación al resto del PP, pero lo cierto es que me ha resultado lamentable tener que leer que "Unos (PNV) por plantear el chantaje y otros (PSOE) por admitirlo han impedido que esta cuestión pueda plantearse con la claridad y objetividad necesaria".

Ésta es la típica reacción que hace que unos y otros, todos los políticos en general, seamos percibidos por la ciudadanía vasca como el cuarto problema. Desgraciadamente, cuando uno no puede explicar su posición culpa al resto del mundo. Este es un caso paradigmático. Y penoso, muy penoso.

Por otra parte, que nadie vea aquí una jugada estratégica y maestra del PNV para desestabilizar el Gobierno vasco, porque esta iniciativa que se ha discutido hoy en Cortes Generales fue aprobada por el Parlamento Vasco (con los votos favorables de PNV, PSE-EE y PP) hace casi 3 años, cuando nadie imaginaba una colaboración entre el PSE-EE y el PP del País Vasco para hacer lehendakari a un socialista. Sencillamente no se discutió antes en el Congreso de los Diputados porque se disolvió para convocar las elecciones generales del 2008.

Noticia completa en elcorreodigital.com y en elpais.com

No hay comentarios: